RESPONSABILIDAD DEL BANCO POR SUSTRACCIÓN CONSECUENCIA DE VIRUS

virus banco Ayuda Letrada

Una reciente sentencia ha venido a reconocer el derecho de un cliente a recibir de su entidad bancaria, las cantidades sustraídas de su cuenta por un virus informático instalado en el ordenador del cliente. Así lo ha reconocido el Juzgado de Primera Instancia número 48 de Madrid.

Considera la sentencia probado que se produjeron una serie de transferencias, por importe de 55.275,09 euros, consecuencia de un troyano instalado en el ordenador del demandante. Un virus muy difícil de detectar según los peritos que intervinieron en el proceso.

Y se basa el fallo de la sentencia en que dado que “era el banco quien tenía y disponía de los medios necesarios para detectar y evitarlo (el ataque), no puede estimarse que exista ninguna negligencia o responsabilidad en el actor, pues como además consta en los informes periciales, este había adoptado los medios razonables a fin de proteger los elementos de seguridad tal y como dispone el artículo 27 (de la Ley 16/2009 de Servicios de pago), pues tenía instalado antes de la fecha de infección de un sistema antivirus”.

Y es que según la sentencia, “la Ley 16/2009 de Servicios de pago establece un sistema de responsabilidad cuasi objetiva de las entidades bancarias, que solo cabe tal y como establece el artículo 32 de la citada Ley, cuando se trata de operaciones de pago no autorizados, que sean fruto de su actuación fraudulenta o del incumplimiento detallado o por negligencia grave de una o varias de sus obligaciones con arreglo al artículo 27”.

Así las cosas, esta innovadora sentencia abre la puerta a la responsabilidad de las entidades bancarias por estos usos fraudulentos por parte de terceros. No obstante estaremos pendientes a ver la evolución de la jurisprudencia.

En Ayuda Letrada contamos con expertos en Derecho bancario a los que podrá consultar cualquier duda, porque estamos para ayudarle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *