LA RESPONSABILIDAD CIVIL DE LOS ANIMALES DOMÉSTICOS

Si tienes mascotas o cualquier otro animal debes saber que todo propietario de un animal doméstico ya sea perro, gato, caballo, burro, etc…, responderá civilmente de los daños que éstos ocasionen a terceros, bien físicamente o a las propiedades de estos.

Esta responsabilidad se atribuye al dueño o poseedor cuando el animal cause perjuicios, sin importar las circunstancias e incluso en supuestos en los que se escape o extravíe, a no ser que sea culpa del perjudicado o bien por causa de fuerza mayor.

Es importante saber que tanto el propietario como el poseedor responden de los daños causados: el propietario del animal es responsable de todo daño, pues si ha perdido la guarda material, ha conservado la guarda jurídica, que es la decisiva, gracias al poder de dirección y de mando que ella implica. Pero además de la figura jurídica del propietario, estaría también el poseedor, a quien el propietario voluntariamente le ha confiado al animal. Siempre que este poseedor sea de buena fe, respondería, como responsabilidad extracontractual, de los daños directos por el descuidos del animal o bien por no realizar la guarda necesaria del mismo o cuidado respecto de terceros.

Pero, ¿Cómo se exige la Responsabilidad de propietarios de animales ante, por ejemplo, la mordedura de un perro? Las mordeduras de perro pueden causar heridas externas, pero además pueden ser causa de enfermedades, en especial si el perro no tiene las vacunas adecuadas.

Cualquiera que sea la causa, si es víctima de una mordedura de perro y ha sufrido lesiones, debe conseguir ayuda legal profesional, ya que los gastos que  puede originar esa lesión deben ser reparados por el propietario del animal de compañía, daños y gastos como pueden ser los gastos médicos, atención psicológica, dolor y sufrimiento, potenciales incapacidades, enfermedad, medicación, daños a su propiedad personal y pérdida de ingresos.

Esta responsabilidad debe exigirse interponiendo la correspondiente denuncia ante la Policía o Guardia Civil de la localidad donde hubiera ocurrido el hecho.

¿Qué recomendamos a los dueños? Si eres dueño de un animal doméstico lo ideal es obtener un seguro de responsabilidad que cubra los daños que pueda ocasionar. Estos seguros no suelen tener un coste muy elevado y en el hipotético caso de que nos encontremos con una adversidad de este tipo, nos ahorrarán muchos dolores de cabeza.

En Ayuda Letrada somos expertos en seguros, por lo que podemos asesorarte en todo lo que precises para tu tranquilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *