INFRASEGURO Y SOBRESEGURO

infraseguro sobreseguro póliza

Uno de los datos más importantes a la hora de confeccionar una póliza de seguro es el relativo a los capitales de continente y contenido, ya se trate de un hogar, un comercio o una empresa; pues en función de los capitales asegurados la aseguradora indemnizará en caso de siniestro y también resultará el importe a pagar por el seguro.

Es decir, si el capital que se asegura es menor al realmente existente, pagaremos menos de seguro, pero en caso de siniestro se aplicará el infraseguro o ‘regla proporcional’. Por ejemplo, si el contenido de una vivienda está asegurado en 5.000 y el valor de bienes es de 10.000 la aseguradora indemnizará, en este caso, en el 50 %, por lo que si los daños de un siniestro son de 1.000 la aseguradora abonará 500. Si existiera infraseguro la aseguradora solo abonará el total del capital asegurado en el caso de siniestro total.

A sensu contrario, cuando se asegura más del valor de los bienes existentes estamos ante la figura del sobreseguro, por ejemplo se asegura el contenido por 75.000 cuando el valor real de los bienes es de 50.000. En este caso la aseguradora indemnizará sobre el valor real y, además, el asegurado tendrá derecho a que se le devuelva la parte de la prima correspondiente al sobreseguro, es decir, que hemos pagado de más.

Lo recomendable, por lo tanto, es que los capitales asegurados en póliza coincidan con el valor real de los bienes a asegurar, ya sean del continente o del contenido o de cualquier otro bien, como podrían ser mercancías.

Y para evitar el temido infraseguro, pero también el sobreseguro, te recomendamos realizar un inventario de los bienes a asegurar, para calcular el capital real de contenido; inventario que debería ser revisado anualmente para adaptar este importe a la realidad. En relación al valor de continente, tendrás que tener en cuenta los metros de inmueble construido, la calidad de los materiales y multiplicarlo por el valor de construcción. No obstante este importe, en la mayoría de los casos, viene reflejado en la tasación del inmueble.

Y aunque hay aseguradoras que a la hora de cumplimentar la póliza reflejan unos importes para continente y contenido preestablecidos atendiendo entre otros parámetros a la zona, metros y antigüedad, es recomendable que lo analices tú mismo, para evitar que la prima de la póliza se dispare.

En Ayuda Letrada contamos con un pack de asesoramiento en materia de seguros, ayudándote a la hora de contratar la póliza que mejor se adapte a tus necesidades, sea para tu vida privada o para tu empresa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *